Por Federico Ramondi

Bajas condenas para los cuatro ladrones que entraron a robar en la casa de Jorge Ríos

Mientras el jubilado Jorge Ríos, acusado de matar a uno de los delincuentes que entró a robar a su casa de Quilmes Oeste a mediados del 2020, continúa en prisión domiciliaria, la Justicia benefició a los cuatro imputados por el asalto con un juicio abreviado en el cual les aplicó condenas de hasta 3 años y 8 meses de prisión, a pesar de la oposición de la víctima.

Cabe recordar que el hecho ocurrió el 17 de julio de 2020, cuando cinco ladrones entraron en el domicilio del herrero Ríos en la calle Ayolas al 2700. Era el tercer robo que sufría esa noche, pero fue el primero en el que estuvo frente a frente con los asaltantes, dos de ellos integrantes de una facción de la barrabrava del QAC, “La banda de La Vera”. 

Al defenderse, el jubilado tomó una pistola 9 mm y disparó varias veces, hiriendo de muerte a Franco “Piolo” Moreyra, que cayó a unos 60 metros de su vivienda donde finalmente murió, mientras que el resto de los bandidos escapó. El fiscal del caso, Ariel Rivas, imputó a la víctima por el delito de “homicidio agravado”, que podría derivar en una condena de hasta 25 años de cárcel, y dictó la prisión domiciliaria para el hombre.

SEGUÍ LEYENDO:  Condenan a 9 años de prisión al hombre que mató y descuartizó a un vecino de Bernal

En tanto, los cuatro delincuentes que fueron detenidos posterior al hecho aceptaron ir a juicio abreviado, una modalidad en la que aceptan su culpabilidad a cambio de una rebaja en la pena. 

Así, el juez Juan Martín Mata del Tribunal Oral Criminal Nº 5 de Quilmes dictó en las últimas horas su veredicto y condenó a los cuatro imputados por los delitos de “hurto agravado por su perpetración con escalamiento en concurso material con robo agravado por el empleo de arma en grado de tentativa” a penas de hasta 3 años y 8 meses de prisión.

El fallo será recurrido esta semana a Casación Penal por los defensores de Jorge Ríos, quien se opuso al juicio abreviado y no fue tenido en cuenta. Su abogado, Fernando Soto, planteará la nulidad del juicio por entender que la Justicia desoyó la “ley de víctimas”, ya que él debió haber participado del juicio. 

Comparte esta noticia: