Por Federico Ramondi

Entraron en una casa e intentaron robar un arsenal, pero fueron detenidos

Tres delincuentes ingresaron a robar en una casa del barrio La Colonia de Quilmes Oeste, aprovechando que su morador se encontraba de viaje. En el lugar encontraron gran cantidad de armas que estaban a punto de llevarse cuando llegó la policía y no les quedó otra alternativa que entregarse. 

El hecho, que pudo tener serias consecuencias, ocurrió minutos antes de la 1 de la madrugada del lunes en un domicilio de la calle Necochea entre Av. Amoedo y Madres de Plaza de Mayo. Se desconoce al momento si hubo tareas de inteligencia previa por parte de los ladrones para determinar que la casa se encontraba vacía, o incluso si sabían que en su interior había un arsenal que podría ser utilizado posteriormente para cometer robos más violentos. 

Lo cierto es que una señora mayor que vive en un departamento al fondo de la propiedad escuchó los ruidos provenientes de la vivienda. Ella estaba al tanto de que su vecino estaba de vacaciones en el Sur, por lo que supuso que habría intrusos y de inmediato pidió ayuda a sus vecinos, quienes dieron el alerta al 911. 

SEGUÍ LEYENDO:  Bomberos y SAME asistieron a una jubilada que se cayó en su casa

“En dos minutos llegaron móviles de la Policía y de la Prefectura Naval”, señaló a InfoQuilmes Javier, quien llamó a la central de emergencias. Los efectivos comprobaron que estaba una hoja del portón abierta y el alambre de púa salido, además de que la reja de una ventana había sido arrancada, de modo que ingresaron y al ver los movimientos de sospechosos en el interior dieron la voz de alto.  

Al verse rodeados, los ladrones (de 21, 26 y 30 años) se entregaron y salieron con las manos en alto sin oponer mayor resistencia. El personal del gabinete operativo de la Comisaría Tercera, al mando del comisario Diego Moyano, llevó adelante la requisa encontrando en poder de los malvivientes una barreta, guantes de látex, una tenaza y una llave francesa, herramientas utilizadas para forzar la reja. 

La sorpresa fue cuando inspeccionaron el interior de la vivienda, que se encontraba completamente revuelta, y encontraron varias armas de fuego: una escopeta calibre 12″, una réplica de una pistola y tres verdaderas, dos revólveres, como así cuatro cuchillos y numerosas municiones de diferentes calibres. Si bien todas las armas eran legales y tenían toda la documentación al día, los uniformados las trasladaron a la Dependencia para su resguardo, hasta tanto regrese su propietario. 

SEGUÍ LEYENDO:  AySA informó sobre cortes de agua en todo el distrito por tareas de emergencia

En cuanto a los detenidos, quedaron alojados en la Seccional Tercera imputados por el intento de robo a disposición del fiscal Martín Conde, titular de la UFIJ N° 3 del Departamento Judicial Quilmes. 

Comparte esta noticia: