Por Federico Ramondi

Proteccionistas de animales quilmeñas realizaron su primer rescate internacional

Integrantes de la Asociación Protectora de Animales “Patitas Unidas” de Quilmes llevaron a cabo por primera vez un rescate internacional de un perro en grave estado, el cuál lograron traer al país desde Brasil. Por ahora se encuentra en un hogar de tránsito, pero buscan encontrarle una familia que lo adopte.

El rescate de Río, como llamaron a este perrito, comenzó el 6 de enero cuándo les llegó un alerta a la cuenta en instagram @patitas.unidass sobre un perro encontrado en la ruta de camino a Brasil, kilómetros antes de Porto Alegre. Estaba en muy mal estado, con sarna demodéctica y heridas necrosadas (con gusanos).

Claudia, quién lo encontró, buscó veterinarias y junto con ellas hicieron hasta lo imposible para poder salvarle la vida. Todo se dió bien, pudieron darle los cuidados necesarios a Río, hasta que empezó a sentirse mejor y a llorar, lo que hizo que tengan que sacarlo del lugar donde alquilaban. Entonces tuvieron que buscar un pensionado en Brasil, que pueda tener a Río hasta que retornaran el 22 de enero para Argentina.

Los 319 reales que costó el pensionado, unos 13 mil pesos argentinos, lograron reunirlos gracias a las donaciones recibidas a través de su página, con la que se mantienen en contacto con la comunidad mascotera. “Es nuestro primer rescate internacional. El amor, el agradecimiento y el compromiso de las personas lo es todo”, afirmó Julieta, una de las integrantes de Patitas Unidas.

“Todo suma siempre, aunque quizás no puedas hacer nada, la voluntad es el eslabón más importante de esta cadena, de este gran proceso que conlleva poder salvar una vida y un destino, no sólo recuperándolos físicamente, sino emocionalmente también”, señaló Séfora, también miembro de la organización, quién agradeció las colaboraciones recibidas.

Las proteccionistas aprovecharon la imagen junto a Río para dar un mensaje de concientización acerca del cuidado de los animales, la importancia de la esterilización, deparasitación, vacunación al día y todo lo que conlleva una tenencia responsable. “Ellos son seres sintientes, dependen de nosotros para sobrevivir. Por favor involúcrense, ya sea, ayudando económicamente, donando dinero, difundiendo, todo suma para poder salvar muchas más vidas y destinos”, concluyó Agustina, otra de las chicas que forma parte de la asociación.

Comparte esta noticia: