Arquitecto quilmeño protagonizó un escándalo con la policía frente al Country Abril

0
220

Lo que podía ser sólo una infracción de tránsito terminó en un escándalo a las puertas del Country Abril de Berazategui, donde un arquitecto quilmeño terminó siendo aprehendido por atacar a la policía e intentar entorpecer un procedimiento. Un oficial terminó con una herida de mordedura en la mano. 

Todo ocurrió en la entrada del mencionado barrio privado de la localidad de Hudson, donde una acalorada discusión de pareja llegó incluso a los golpes, todo frente a su hija adolescente. Vecinos llamaron al 911 y una patrulla se presentó en el lugar en pocos minutos. Tanto el hombre como la mujer, 56 y 51 años respectivamente, estarían alcoholizados -informaron fuentes intervinientes- y el primero presentaba lesiones sangrantes.

Los uniformados los separaron y, teniendo en cuenta que conducían un auto, intentaron trasladarlos a la Comisaría Tercera de Berazategui para labrar las actuaciones correspondientes en móviles separados. Fue en ese momento que el hombre comenzó a golpearse a sí mismo contra las rejas y vidrios del patrullero, por lo que tuvieron que esposarlo. 

Ante estas circunstancias la mujer llamó a su cuñado, un empresario quilmeño del rubro de la arquitectura, quien se dirigió inmediatamente al lugar a bordo de un BMW. El sujeto (58) abrió la puerta del móvil y bajó a su cuñada y a su sobrina, para subirlas a su coche, en tanto que no pudo rescatar a su hermano. Además habría agredido verbal y físicamente a los oficiales cuando intentaron identificarlo. Según denuncian, a uno de ellos le habría mordido un dedo en un forcejeo, dejándole una profunda herida.   

El agresor consiguió de este modo zafarse y darse a la fuga junto a sus dos familiares en el BMW, pero otro móvil que concurrió en apoyo lo interceptó a unos 300 metros del lugar del hecho. Así terminó siendo arrestado y puesto a disposición de la Justicia por “atentado y resistencia a la autoridad”.

Comparte esta noticia: