Policía defendió a su hija de un asalto y le pegó cuatro tiros al motochorro

0
422

Una familia fue víctima de un violento intento de robo por parte de motochorros armados, durante la noche de este lunes, en Quilmes Oeste. Cuando uno de los malvivientes amenazó con su revólver a la joven hija del matrimonio, el padre se identificó como policía y con su pistola baleó de cuatro disparos al ladrón, quien escapó y fue encontrado en el hospital.

Los hechos, que quedaron registrados por una cámara de seguridad vecinal, ocurrieron alrededor de las 21.15 sobre la calle Torcuato de Alvear entre Irala y Triunvirato. Según informaron las fuentes intervinientes, el matrimonio -de 54 años- se movilizaba a bordo de un Fiat Siena junto con su hija (24) cuando por un desperfecto debieron estacionar el coche. 

El momento del ataque motochorro captado por una cámara de seguridad

Mientras el padre, que resultó ser un oficial mayor de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires, se encontraba trabajando en cambiar la rueda dañada, aparecieron dos hampones a bordo de una motocicleta. El que iba de acompañante saltó del rodado y con un arma de fuego apuntó a la joven en la cabeza, exigiéndoles a todos que entregaran las pertenencias y el auto.  

Al ver a su hija en peligro, el efectivo extrajo su arma reglamentaria y efectuó cuatro disparos contra el ladrón, acertando cada uno de ellos. Malherido y sorprendido, el bandido consiguió abordar nuevamente la motocicleta en que lo esperaba su cómplice y ambos se dieron a la fuga, resultando ilesos todos los integrantes de la familia. 

Tras dar aviso de lo sucedido al 911, personal del Comando de Patrullas se dirigió al lugar para asistir a las víctimas, en tanto que el gabinete criminológico de la Seccional Tercera de Quilmes -al mando del comisario Ricardo Reynoso- se abocó a un rastrillaje para dar los con fugitivos. Uno de los sospechosos fue encontrado minutos más tarde en la guardia del Hospital Iriarte, donde ingresó con un disparo en la boca, dos en el abdomen y uno en la pierna. Al comprobar que coincidía con las características del buscado, quedó arrestado con custodia policial en el nosocomio, donde fue operado y se encuentra en estado reservado. 

Momento en que los delincuentes cómplices que lograron escapar dejaron a su compañero herido en el Hospital de Quilmes

Asimismo, agentes de la Policía Científica trabajaron en el lugar de los hechos hasta altas horas de la madrugada. En una de las veredas de la cuadra encontraron e incautaron un revólver calibre 38 con numeración limada y cargado con cinco municiones, el cual pertenecería al detenido. También secuestraron el arma reglamentaria del oficial para los fines periciales, aunque la Justicia no ordenó su detención ya que gracias a los videos aportados por vecinos se entendió que se trataría de un caso de legítima defensa. 

La causa en la que se encuentra imputado el sindicado fue caratulada por la fiscal Karina Gallo, titular de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio N° 7 del Departamento Judicial Quilmes, como “tentativa de robo agravado por el empleo de arma de fuego”. Además, los detectives de la Comisaría Tercera continúan las pesquisas tendientes a dar con el secuaz prófugo.

El imputado detenido en la guardia del Hospital Iriarte

Comparte esta noticia: